POLLO ESTOFADO A LA CERVEZA

Vamos a cocinar hoy pollo, una carne ligera que tiene múltiples posibilidades de cocinar,  pero con las temperaturas que hay últimamente tan frescas apetece comerlo así, estofado y calentito, acompañado de unas patatas y unas zanahorias. Es de esos platos que cuando se te agota la imaginación para hacer la comida a diario siempre te soluciona el problema. Ésta vez lo he hecho con contramuslos, pero igual se puede hacer con pechugas o si preferís, con pavo. Es un plato completo, ligero, nutritivo y, lo mejor de todo, está buenísimo. Os dejo la receta....

6 contramuslos deshuesados de pollo
1 cebolla
3 zanahorias
1/2 kg de patatas
Un vaso de cerveza
Harina
Agua
Aceite de oliva
Sal
Pimienta blanca molida

Troceamos los contramuslos en trozos medianos limpiándolos de piel, grasa y fibras indeseables. Reservamos. Preparamos las verduras cortando la cebolla en trocitos menudos, las zanahorias en rodajas y las patatas en tacos. Reservamos también. 
Ponemos a calentar una cacerola con aceite de oliva. Salpimentamos el pollo y mezclamos con las manos para que se impregne bien toda la carne. Enharinamos cada trozo y vamos friendo ligeramente el pollo en el aceite, sólo dorarse un poco. Escurrimos y colocamos sobre papel absorbente, no importa que la carne quede poco hecha.  En ese mismo aceite, echamos la cebolla para que se vaya pochando. Dorará rápido por los restos de harina que quedan de freír el pollo. Cuando esté bien rehogada, añadimos las patatas y las zanahorias y salteamos unos minutos. Añadimos ahora el pollo y le damos un par de vueltas para mezclarlo con las verduras a fuego no muy alto. Volcaremos el vaso de cerveza y agua hasta que cubra para que todo se guise a fuego lento. Echaremos una poca de sal y nada más. Sólo hay que dejarlo que vaya haciendo chup chup despacio hasta que esté todo el conjunto tierno. Esta cocción así de despacio mezclada con el almidón que suelta la patata y los restos de harina adheridos al pollo y que hayan quedado en el aceite, hará que el caldo del plato quede espesito, trabado, ríquisimo, vaya, para no dejar ni gota en el plato...Buen provecho!






Comentarios